Inicio Actualidad El Carpati, símbolo de grandeza y pujanza de los belumbrenses

El Carpati, símbolo de grandeza y pujanza de los belumbrenses

48
0

No se trata de un vehículo cualquiera. Se trata de un verdadero “Escarabajo” que como la mejor y más nutrida recua de mulas, recorre con poderío y agarre las más empinadas laderas cafeteras, que casi como rascacielos -en algunos puntos, se erigen rimbombantes y se abren para darle paso a un automotor que como los coloridos guayacanes, hoy es símbolo y orgullo de la cotidianidad de los belumbrenses: El Carpati. Si el corazón de los antioqueños palpita de orgullo por el Metro de Medellín, el carpati estruja el alma y el cuerpo de quienes en el transitan en plan de turistas o como simples parroquianos que no tienen consideración alguna para subir ataviados con sus mercados, maletines, bultos de café, plátano, naranjos, aguacates y otros exquisitos manjares con los que la naturaleza surte muy fácilmente a los campesinos de la zona. Es tan resistente y tan forzudo que a más de las remesas de mercado y corotos que en él se amarran, queda para que no menos de 20 personas, con sus mascotas incluidas, hagan parte de tan singular y para muchos, riesgosa estampa. Estos camperos de origen ruso, recorren con sus vistosos colores y sin inmutarse las 55 veredas de Belén de Umbría y brindan al turista que lo desee, experiencias inolvidables pues sus recorridos están llenos de paisajes que alucinan y dejan con la boca abierta al más insensible de los seres humanos.

Fue tal el auge del Carpati que en el año 1969 se generó la necesidad de conformar la Cooperativa de Transportadores de Belén de Umbría, que hoy tiene en su registros, según Paula Andrea Gutiérrez, gerente de la entidad, a por lo menos 74 de estos automotores que han hecho un aporte social incalculable a miles de familias belumbrenses y al turismo que hoy comienza a tener vuelo en este Territorio de Alegría.

La historia cuenta que los avances del país en la primera mitad del siglo XX irrumpieron en las montañas trazando carreteras para darle paso al vehículo como nuevo medio de transporte que poco a poco llevó los arrieros y sus mulas forjadores de conquistas y progreso, a descansar de sus largas jornadas y a formar parte de la historia colombiana. Fue entonces cuando don Sebastián Gutiérrez Calle llevó el primer Carpati a Belén de umbría en el año de 1967, nunca pensó en lo que representaría este vehículo para el progreso de sus veredas y que hoy en día se plasmara en la memoria colectiva de todos los habitantes del municipio. Fue el único medio de transporte para los campesinos de la zona y reemplazó eficazmente las berlinas y chivas o buses escaleras que antes los transportaban, vehículos que no tenían la capacidad para enfrentar la quebrada y muy difícil topografía de esta tierra cafetera.

 

El campero Carpati, otro escarabajo que conquistó las montañas del PCC.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here